04/11/2010 (Madrid) Solemne investidura de ...

04/11/2010 (Madrid) Solemne investidura de nuevos miembros de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge      
Written by Royal Deputation   
El pasado día 4 de noviembre de 2010, fiesta de San Carlos Borromeo, cardenal patrono que fue de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, tuvo lugar en la Iglesia Catedral Castrense, en Madrid, un solemne Tedeum con motivo de la onomástica de S.A.R. el Infante Don Carlos, Duque de Calabria, Jefe de la Real Casa de las Dos Sicilias, y para solemnizar el ingreso de varios caballeros, una dama y tres eclesiásticos a la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, de la que el Infante es Gran Maestre. La ceremonia fue presidida por el Excmo. y Rvdmo. Sr. Arzobispo Castrense de España, Monseñor Juan del Río Martín. En sitial especial en el presbiterio asistió el Excmo. y Rvdmo. Sr. Obispo de Ibiza, Monseñor Vicente Juan Segura.

En lugar de honor, en el lado del Evangelio, junto a la bandera de la Orden, se situaron SS.AA.RR. el Infante Don Carlos y la Duquesa de Calabria, el Duque y la Duquesa de Noto y su hijo Don Jaime de Borbón-Dos Sicilias y Landaluce, que entraron al templo, en procesión, a los sones del Inno al Re, de Giovanni Paisiello, himno real de las Dos Sicilias. En cuatro sitiales preferenciales se encontraban S.A.R. el Príncipe Franz Wilhelm de Prusia, Caballero Gran Cruz de Justicia de honor de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, SS.AA.RR. las princesas Cristina y Victoria de Borbón Dos Sicilias y S.A.Sª la Princesa Benigna Reuß.

Por primera vez se pudo ver en una ceremonia constantiniana en la Catedral Castrense el escudo real de las Dos Sicilias y la Cruz de la Orden ubicados, de forma permanente, en una escultura situada en un lienzo de pared del lado del evangelio del crucero de la nave. De igual modo, en el hall del acceso a la cripta de la Catedral se ha colgado igualmente de modo permanente un repostero con las mismas armas y cruz.

Este año la ceremonia ha revestido especial importancia y solemnidad debido a varias circunstancias felices. En primer lugar S.A.R. Don Jaime de Borbón-Dos Sicilias y Landaluce, hijo de SS.AA.RR. los Duques de Noto y nieto de S.A.R. el Infante Don Carlos y de S.A.R. la Princesa Doña Ana de Orleáns, Duquesa de Calabria, fue hecho Caballero Gran Cruz de Justicia de la Orden. El Decreto que su abuelo firmó demostró un afecto muy singular y fue redactado en los siguientes términos:

NOS, CARLOS DE BORBÓN-DOS SICILIAS Y DE BORBÓN-PARMA, DUQUE DE CALABRIA, CONDE DE CASERTA, JEFE DE LA CASA REAL DE BORBÓN-DOS SICILIAS, INFANTE DE ESPAÑA, GRAN MAESTRE DE LA SACRA Y MILITAR ORDEN CONSTANTINIANA DE SAN JORGE, BAJO LA REGLA DE SAN BASILIO, Y DE LA INSIGNE Y REAL DE SAN GENARO, CABALLERO DECANO DE LA ÍNCLITA DEL TOISÓN DE ORO

A cuantos las presentes Nuestras Letras vieren y leyeren, sabed que de nuestro Motu Proprio y Magistral Autoridad, hemos Decretado y Decretamos que

Teniendo en cuenta los estrechos vínculos de Familia que nos unen y el predilecto afecto que os tengo, dadas las circunstancias extraordinarias que concurren en Vuestra Alteza Real

Don Jaime de Borbón-Dos Sicilias y Landaluce

y deseando daros una especial muestra de Nuestro gran aprecio, vengo en concederos el ingreso en la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, como

CABALLERO GRAN CRUZ DE JUSTICIA

En este día, y por Nuestra Gran Cancillería, hemos dispuesto que se extienda el presente Decreto que así lo acredita.

Dado en Madrid, a 4 de noviembre de 2010

O en su versión latina:

NOS, CAROLUS BORBONIUS-UTRAEQUE SICILIAE AC BORBONIUS-PARMA, CALABRIAE DUX, CASERTAE COMES, BORBONIAE-UTRIUSQUE SICILIAE REGALIS DOMUS PRINCEPS, HISPANIAE INFANS, DEI GRATIA ET JURE HEREDITARIO EQUESTRIS, SACRAE AC MILITARIS ORDINIS CONSTANTINIANAE SANCTI GEORGII SUB REGULA SANCTI BASILII ET INSIGNIS AC REGALIS ORDINIS SANCTI IANUARII MAGNUS MAGISTER, INCLYTAE AUREI VELLERIS ORDINIS EQUES DECANUS.

Omnes qui has Nostras Litteras viderint et legerint, sciant quod nostro Motu Proprio ac Magistrali Auctoritate, decrevimus et decernimus ut,

Pro firmis Familiae vinculis quae nos devinciunt et praedilecto nostri animi affectu erga Vos et omnibus excellentibus in V.A.R. convenientibus,

Don Jaime de Borbón-Dos Sicilias y Landaluce

Cum vellem nostri magni erga Vos affectus speciale signum offerre, concedimus Vobis in Sacram ac Militarem Ordinem Constantinianam Sancti Georgii ingressum sub nomine

MAGNAE CRUCIS IUSTITIAE EQUES

Hoc die per Nostram Magnam Cancellariam decrevimus ut expediatur praesens decretum quod sic confirmet.

Datum Matriti die IV mensis Novembris MMX

En un momento especial de la ceremonia, antes de la colación de diplomas del resto de caballeros, Don Jaime se acercó a su Augusto Abuelo, que le entregó el Decreto en lengua latina y le abrazó, siendo luego abrazado por su padre el Duque de Noto. El Decreto fue leído ante toda la asamblea, desde el ambón del lado de la Epístola, por el Presidente de la Real Diputación de la Orden, el Excmo. Sr. don Paolo dei Baroni Pucci dei Baroni di Benisichi, Embajador de Italia, Consejero de Estado, Baylío Gran Cruz de Justicia condecorado con el Collar.

El segundo hecho feliz fue el ingreso en la Orden, como Dama Gran Cruz de Justicia, de S.A.Sª la Princesa Benigna Cecilia Anastasia Elisabeth Sophie Reuß, hija de S.A.Sª el Príncipe Heinrich X Reuß, y de la baronesa Elisabeth Åkerhielm af Margrethelund, y nieta paterna de S.A.Sª el Príncipe Heinrich I Reuß y de S.A. la Duquesa Woizlawa Feodora de Mecklemburgo-Schwerin.

La Princesa Benigna es Licenciada y Máster en Letras Escandinavas por la Universidad de París IV-La Sorbona, y se da la destacable circunstancia de que es Católica y su hermano, el Príncipe Heinrich XXIV Reuß también, lo que le convertirá en genearca de la primera Rama Católica de la Casa de Reuß después de varios siglos.

El tercer y último de los dichosos sucesos de ese día fue la entrega, por parte del Infante Don Carlos, de la reliquia de San Antonio de Padua que Su Eminencia Reverendísima el Cardenal Antonio Innocenti, anterior y fallecido Gran Prior de la Orden Constantiniana de San Jorge, legó a ésta en su testamento. La reliquia, que estuvo ante el altar toda la ceremonia, fue recibida por el Arzobispo Castrense y llevada en procesión a través de toda la vía sacra hasta la capilla dedicada a San Antonio de Padua en la catedral, mientras todo el pueblo, de rodillas, cantaba las letanías de los santos. Entre éstos se invocó a San Jorge, San Genaro, San Carlos Borromeo y el propio San Antonio de Padua.

Además de la antes citada dama, ingresaron este año los siguientes caballeros: como caballeros de Justicia el Excmo. Sr. don Manuel de Cendra y Aparicio, marqués de Casa López, y el Excmo. Sr. don Álvaro Marañón y Bertrán de Lis, conde de Retamoso; como caballero Iure Sanguinis Motu Proprio el Excmo. Sr. don José Manuel Serrano y Alberca; como caballero de Mérito con Placa el Ilmo. Sr. don Alfonso Ramonet y García; como caballeros de Mérito los Ilmos. Sres. don José Ángel Escorial y Senante, don José María de Francisco y Olmos, don José Felipe Garrido y Escudero, don Antonio González y Terol, don Paul William Griffin, don José Carlos Ruiz-Berdejo y Sigurtà; y como capellanes de Mérito, los Ilmos. y Rvdmos. Sres. don Miguel Ángel García y Arteaga, Rector del Seminario Castrense, don José Martínez y Franco, secretario del Obispo de Ibiza, y don Pablo Ramón Panadero y Sánchez, Vicario General Castrense.

Después de la colación de diplomas, y del rezo de la Oración de los Caballeros Constantinianos, en la que se invocó a la Santísima Virgen del Rosario de Pompeya, Reina de las Victorias, y al valeroso San Jorge Mártir, el Excmo. Sr. don Carlos Abella y Ramallo, Gentilhombre de Su Santidad, Embajador de España, Baylío Gran Cruz de Justicia y Gran Canciller de la S.M.O. Constantiniana de San Jorge, Caballero de la Real e Insigne Orden de San Genaro, pronunció una alocución en la que destacó la importancia de que la savia joven de Don Jaime de Borbón-Dos Sicilias, nieto del primogénito farnesiano, sea promesa de futuro para la Orden, y recordó los fines de ésta, la glorificación de la Cruz, la difusión de la Fe y la defensa de la Santa Madre Iglesia, concretados en la actualidad en la concesión de becas para la formación de sacerdotes en diversos seminarios diocesanos de España e Italia, incluido el proprio seminario castrense.

Tras la liturgia de la palabra, el Excmo. y Rvdmo. Monseñor Juan del Río Martín, Arzobispo General Castrense, Gran Cruz de Justicia de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge, pronunció una emotiva homilía donde destacó el hecho de que la Orden tenga como fin la glorificación de la Cruz de Nuestro Señor Jesucristo. De hecho, una de las fiestas de la Orden es el 14 de septiembre, Exaltación de la Santa Cruz.

En las oraciones de los fieles se rezó, además de por S.S. el Papa Benedicto XVI, el arzobispo castrense y el de Madrid, el cardenal gran prior de la Orden, y los demás obispos, presbíteros, diáconos, por S.M. El Rey Don Juan Carlos I (q.D.g.) y la Real Familia, por S.A.R. el Infante Don Carlos, por el Gobierno y Real Diputación de la Orden, por el pueblo del antiguo Reino de las Dos Sicilias, por los enfermos, los pobres, los emigrantes y los desheredados, y por todos los que sufren, además de por los miembros fallecidos de las familias de los presentes, particularmente por SS.AA.RR. Don Alfonso, Duque de Calabria, y Don Enrique y Doña Isabel, Condes de París, así como por los caballeros, damas y eclesiásticos difuntos de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge.

Al acto acudieron miembros del Gobierno y Real Diputación de la Orden, venidos de diversos lugares de Europa. Además de los ya citados embajadores Pucci y Abella, estuvo presente el Excmo. Sr. Pasquale Q. Terracciano, anterior Embajador de Italia en España, Consejero de la Delegación de la Orden en Nápoles y Campania y Gran Cruz de Justicia de la Orden, el Excmo. Sr. don Guy Stair Sainty, Vice-Gran Canciller, Baylío de la Orden además de Caballero de la Real e Insigne Orden de San Genaro, el Excmo. Sr. don José Finat y de Bustos, duque de Pastrana, grande de España, Auditor General y Caballero Gran Cruz de Justicia, el Excmo. Sr. don José Ramón de Hoces y Elduayen, duque de Hornachuelos, grande de España, Presidente de la Real Comisión para España y Caballero Gran Cruz de Justicia, el Excmo. Sr. Duque don Diego de Vargas Machuca, Presidente de la Real Comisión para Italia, Gentilhombre de Su Santidad, Baylío Gran Cruz de Justicia, el Serenísimo Señor don Filipe Folque de Mendoça, conde de Rio Grande, de los dunque de Loulé, Presidente de la Real Comisión para Portugal y Brasil, Baylío Gran Cruz de Justicia, el Excmo. Sr. don José Antonio Martínez de Villarreal y Fernández-Hermosa, conde de Villarreal, grande de España, Consejero Emérito de la Real Diputación y Caballero Gran Cruz de Justicia, el Excmo. Sr. don Amadeo-Martín Rey y Cabieses, Vice-Auditor General y Caballero Gran Cruz de Iure Sanguinis, el Excmo. Sr. don Florencio Álvarez-Labrador y Sanz, Vice-Gran Tesorero, Secretario Ejecutivo y Caballero de Justicia, el Excmo. Sr. Don Francesc Xavier Montesa y Manzano, Presidente de la Delegación en el Principado de Cataluña y Caballero Gran Cruz de Iure Sanguinis, el marqués don Carlo de Gregorio Cattaneo dei principi di Sant Elia, marqués de Squillace, Delegado en Nápoles y Campania y Caballero de Justicia, el príncipe Pietro Lanza di Scalea, Delegado en Sicilia Occidental y Caballero de Justicia, el Nob. Gian Marino delle Piane,
Delegado en Liguria y Piamonte y Caballero Gran Cruz de Iure Sanguinis, el Nob. Dario de Letteriis, Delegado en Puglia y Caballero de Iure Sanguinis, el Nob. Giuseppe Scammacca, Pro Delegado en Roma y Provincia y Caballero de Justicia, el cónsul honorario de Francia Nob. Ferdinando Testoni Blasco, Pro-Delegado en Sicilia Oriental y Caballero de Justicia, el cónsul honorario Cav. Jacopo Fronzoni Secretario General de la Delegación de Nápoles y Campania y Caballero de Mérito con Placa de Plata, y el Ilmo. y Rvdmo. Sr. don Carlo Cecchin, representando a la Delegación de Tuscia y Sabina y Capellán de Mérito con Placa de Plata.

Estuvieron también presentes los embajadores de España Excmos. Sres. don José Joaquín Puig de la Bellacasa y Urdampilleta, antiguo Embajador de España ante la Santa Sede y en el Reino Unido, ex Secretario General de la Casa de S.M. el Rey de España, don Felipe de la Morena y Calvet, antiguo Embajador de España en el Reino Unido, y don Luis Sagrera y Martínez-Villasante.

Acudieron representaciones de diversas órdenes y corporaciones: el Excmo. Sr. Don José María Moreno de Barreda y Moreno, Gran Cruz de Honor y Devoción de la Orden de Malta, Regente del Subpriorato de San Jorge y Santiago de la Soberana Orden Militar de Malta, el Excmo. Sr. Teniente General don Juan García y Martínez, duque de San Pedro de Galatino, conde de Benalúa, grande de España, y el Ilmo. Sr. don Ignacio Ferrero y Ruiz de la Prada, respectivamente Lugarteniente y Canciller de España Occidental de la Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén, el Ilmo. Sr. don José Antonio López de Vilariño y Torre de Castro, en representación de la Lugartenencia de España Oriental de esta última Orden, el Ilmo. Sr. don Fernando de Morenés y Mariátegui, del Real Consejo de Órdenes Militares, el Excmo. Sr. don Alfonso de Zulueta y Sanchiz, conde de Santa Ana de las Torres, Comendador Mayor de la Orden Militar de Santiago, el Ilmo. Sr. don Ignacio de Zulueta, de la misma Orden de Santiago, el Ilmo. Sr. don Ildefonso Pérez de Herrasti y Narváez, Alférez, Comendador de Castilnovo y Secretario de la Orden Militar de Alcántara, los Ilmos. Sres. don Rafael de la Brena y Sanchiz y don Manuel María Jiménez y de Abbad, de la Orden Militar de Montesa, el Ilmo. Sr. don Manuel Fuertes de Gilbert y Rojo, barón de Gavín, del Real Cuerpo de la Nobleza de Madrid, el Ilmo. Sr. don Miguel Granda y Márquez de Prado, de la Real Maestranza de Caballería de Ronda, el Excmo. Sr. don Ignacio Pérez de Herrasti y Narváez y su hijo, de la Real Maestranza de Caballería de Granada, el Excmo. Sr. don José María de Arias y Sancristóval, Teniente de Hermano Mayor de la Real Maestranza de Caballería de Zaragoza, el Ilmo. Sr. Don Íñigo Lecanda y Crooke, de la Real Hermandad de Infanzones de Nuestra Señora de la Caridad de la Imperial Villa de Illescas, el Excmo. Sr. don Francisco Javier García-Faria y del Corral, de la Real, Muy Antigua e Ilustre Cofradía de Caballeros Cubicularios de San Ildefonso y San Atilano de Zamora, el Ilmo. Sr. don José Luis Sampedro Escolar, de Antiguo e Ilustre Solar de Tejada, la Excma. Sra. doña María del Pilar Paloma de Casanova y Barón, condesa de Cabra, grande de España, de Cuerpo Colegiado de la Nobleza de Asturias, el Ilmo. Sr. don Enrique Martínez de Vallejo y Manglano, marqués de Rubalcava, de la Maestranza de Caballería de San Fernando y el Ilmo. Sr. don José Lucinio Fernández, de la Real Hermandad de Caballeros de San Fernando.

Durante la brillante ceremonia, además de cantarse el Te Deum, el Christus Vincit y las Aclamaciones Carolíngeas, se interpretó un rico programa musical compuesto por el Gloria sei dir gesungen de J.S. Bach, el Aleluia Benedicat Vobis de G.F. Haendel, el Rey a quien Reyes adoran del Cancionero del Duque de Calabria (s. XVI), la Cantata 147, Jesús Alegría de los hombres , de J.S. Bach, y el Preludio del Te Deum de M.A. Charpentière. Todo ello fue interpretado por el Coro de Cámara de la Iglesia Catedral Castrense que tiene como soprano y directora a doña María Elisa Garmendia Pizarro, soprano a doña Lorena Agustí, mezzosoprano a doña Cristina Hernández, tenor a don Ángel Hervás, bajo a Wouter de Vylder y organista a don Omar Andrés Hernández González.

A todos los presentes se les hizo entrega de un cuidado libreto de la ceremonia al final del cual se recoge, en varias páginas, un resumen de la historia y la actualidad de la Sacra y Militar Orden Constantiniana de San Jorge.

 

Contacts Royal Deputation

  |  

Sitemap

  |  

Links

  |  

Guestbbook

  |  

Webmaster

  |  

Contacts Royal Deputation

  |  

Sitemap

  |  

Links

  |  

Guestbbook

  |  

Webmaster

  |  

You are here:  >> News  >> Archive 2010